Tras resistirse durante años al comercio por internet, la marca milanesa del lujo estrena un espacio virtual donde poder adquirir sus colecciones y diseños.

 

Muchas marcas del lujo descubrieron hace año las ventajas de la venta por internet como una manera de aumentar sus cuentas de resultados. Como rara excepción permanecía la marca dirigida por Miuccia Prada, cuyos diseños debían adquirirse exclusivamente a través de sus tiendas físicas.

Hasta ahora lo que si podíamos era disponer de manera online de su colección de complementos, pero será a través de una reciente colaboración con distintos portales de venta en internet como podamos acceder y comprar las prendas de sus colecciones prêt-à-porter. Mientras otras marcas, como Gucci o Dior, si cuentan en sus páginas webs con completas tiendas online, en el caso de navegar hasta la e-store de Prada, solamente podremos encontrar sus diseños de bolsos, zapatos, carteras, joyería o gafas de sol. Esto no cambiará por el momento, y la venta de las prendas de ropa se hará a través de los distintos portales online de la compañía YOOX Net-a-Porter, donde ya pueden encontrarse algunas piezas, y del portal mytheresa.

 

prada-01

 

Convertidos en el escaparate de las más prestigiosas marcas tanto de hombre como de mujer, ambas compañías online cuentan con el aval para vender los diseños de las más afamadas marcas y diseñadores. Balenciaga, Balmain, Maison Margiela, Stella McCartney, delPozo, Céline o Chloé son solo algunas de las marcas que ya han establecido convenios con estos exclusivos puntos de venta online.

La compañía italiana YOOX Net-a-Porter (Net-a-Porter y Mr. Porter), además de ofrecer descuentos que pueden rondar hasta el 50% en algunas de las prendas, también cuenta con portales online especializados en prendas de otras temporadas (yoox y theoutnet), con ofertas igual o incluso más impactantes.

La visibilidad de estos portales multimedia, escaparates online capaces de llegar a millones y millones de posibles clientes, ya hizo que Net-a-Porter sumara a su proyecto a otra de las marcas que se resistió durante años al comercio online, Chanel. La mítica casa francesa fundada por mademoiselle Coco fue la encargada de inaugurar un nuevo concepto de “Shop in Shop”. Durante tres semanas contó con un espacio propio dentro de la web Net-a-Porter donde era posible adquirir parte de una colección cápsula de joyas con las que Chanel testeaba los posibles beneficios de sumarse definitivamente al comercio online.

vía FashionUnited

 

[ Artículo publicado en Vein Magazine]

Anuncios